Como actuar frente a una situación de despido: Pasos a seguir en el momento del despido

preaviso-para-el-despido-disciplinario

Muchos de nosotros nos hemos enfrentado frente a la posibilidad o bien la certidumbre de un despido. Por motivos distintos el empleador decide despedirnos en un instante dado. La pregunta siempre y en todo momento es exactamente la misma ¿puede hacerlo sí o bien no? La contestación es que puede hacer lo que desee mas entonces, depende de los motivos y formas en que lo haya hecho, podemos demandar y obtener que se nos reconozcan los derechos (indemnización y readmisión) que pocas veces, por voluntad propia, nos reconocen los empleadores. Eso sí, tras las reformas laborales (dos mil diez y dos mil doce) es considerablemente más económico despedir a un trabajador.

En exactamente el mismo instante que recibimos perseverancia a través de una carta, un documento o bien de palabra de que seremos despedidos es esencial continuar los pasos que se especifican a continuación:

1. No firmar nada precipitadamente:

Cuando nos presenten un finiquito o bien liquidación así como una cantidad de dinero y nos afirmen que tenemos la obligación de firmarlo o bien nos afirman que es lo mejor para nosotros etc. no hay que fiarse (a menos que ya se haya asesorado con un letrado y este le haya dado su visto bueno) puesto que generalmente si firmamos lo que nos dan como liquidación (inferior por norma general a lo que nos toca) perdemos la opción de demandar con posterioridad el despido o bien las cantidades que nos deban otros conceptos. Esto es de esta forma puesto que generalmente en la liquidación o bien finiquito que nos ofrecen se establece (o bien si no se comprende por la parte de muchos jueces) que no tenemos solamente que demandar por ningún término. Lo como nos impide ir a la vía prejudicial y judicial para demandar.

No tenemos obligación de firmar totalmente nada. En ocasiones se aprovechan de la ignorancia de la gente a fin de que firmen y se conformen asustándolos o bien amenazándolos. No tenemos porqué firmar nada.

2. Consultar veloz con un profesional: 

El plazo para demandar por un despido es muy reducido (veinte días tras exactamente el mismo despido) con lo que no debemos perder tiempo si deseamos demandarlo o bien, si bien sea, preguntar con algún profesional para orientarnos. Una vez pasados los veinte días se pierde todo derecho de demandar por dicho despido y, en consecuencia, quedamos atados de pies y manos legalmente.

Deja un comentario