Cómo solicitar el abono social de telecomunicaciones

  • Disfrutar de un servicio de telefonía fija, y el acceso a internet también es un derecho para todos.

El Abono Social de Telecomunicaciones o telefónico, es un plan de precios destinado a pensionistas y jubilados con una bonificación en el servicio de la línea fija, además de una conexión a una red con capacidad de banda ancha de 1 Mbps.

Para los jubilados y pensionistas, el Abono Social de Telecomunicaciones es una importante reducción en la cuota de alta y en la factura mensual de la línea fija. En otras palabras, es una tarifa con descuento en el teléfono fijo para jubilados y pensionistas.

La factura mensual de la línea fija solicitada con el Abono Social telefónico cuenta con un 95% de descuento; mientras que la reducción de la cuota de alta inicial, en caso de no contar con línea telefónica fija, es del 70%.

Además de la reducción en la cuota de línea y en la factura, no existe límite de consumo y el coste de llamadas es el mismo que con el contrato de la línea fija por los medios tradicionales.

En la actualidad, es Telefónica la que tiene en marcha este servicio de ayuda económica a la línea fija individual en los domicilios.

Beneficiarios

Los beneficiarios de esta ayuda son, por el momento, jubilados y pensionistas.

  • Para beneficiarse del Abono Social las personas jubiladas y pensionistas deben encontrarse en dicha condición y además contar con una renta familiar que no supere los 9.023,50 euros. Dicha renta familiar no puede superar el 120% del IPREM (Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples).
  • Los jubilados, por su parte, deben contar con una pensión pública expendida por un Organismo Oficial o una pensión privada debidamente acreditada.

Hay que destacar que la ayuda del Abono Social telefónico tiene únicamente compatibilidad con las líneas fijas individuales excluyendo de dicha ayuda cualquier tarifa convergente ofertada por Movistar.

Inconvenientes

El abono social de Movistar está destinado a los usuarios que contratan solo teléfono fijo sin Internet. Es decir, que aquellas personas que quieran acceder a esta ayuda deben saber que no podrán hacerlo si tienen contratado un paquete convergente de fijo + Internet y otros servicios o incluso en casos de teléfono fijo con tarifa plana.

Este es uno de los principales factores por los que el número de beneficiarios del Abono Social es más limitado en el sector de las telecomunicaciones que en el de la luz o el gas. En la mayoría de los casos, contratar una tarifa convergente es más barato que contratar por un lado la línea fija con el Abono Social y, aparte, la conexión a Internet.

Cómo solicitar el Abono Social de Telefonía

Existen tres alternativas a la hora de formular la solicitud del Abono Social y en cualquiera de los tres casos será necesario aportar una serie de documentos y datos personales:

  • Nombre, apellidos y DNI del titular de la línea telefónica que vaya a beneficiarse de la ayuda. Si el titular de la línea fuera el cónyuge del solicitante, incluir también su nombre, apellidos y DNI.
  • Número de teléfono de dicha línea.
  • Último certificado de IRPF disponible.

A continuación, se muestran las distintas opciones y la forma de proceder en cada uno de los casos para solicitar el Abono Social:

  • Por correo electrónico a la dirección [email protected] En el asunto del correo habrá que indicar lo siguiente: Abono Social, Número de teléfono de la línea, Nombre completo y DNI del titular
  • Por carta al Apartado de Correos: 423 (48080) Bilbao: Hay que adjuntar la documentación en papel en tamaño A4
  • Por fax: 901 50 37 00

Datos que debes aportar

En cualquiera de estos medios deberás enviar la misma documentación, ya sea a través de formato en papel o bien escaneada y como archivo adjunto:

  • Nombre y apellidos y DNI del titular de la línea
  • Nombre, apellidos y DNI del cónyuge de la persona que lo solicita si la línea está a su nombre
  • Número de teléfono de la línea que tendrá descuento
  • Último certificado de IRPF que esté vigente

No hay un plazo de presentación fijo y esta solicitud puede hacerse durante todo el año. Una vez que se reciban los datos y se apruebe, el solicitante recibirá una carta con información detallada. Cada dos años, Telefónica exigirá a los beneficiarios que acrediten información actual por si siguen cumpliendo los requisitos. En caso de que no sea así o que no lo justifiquemos o no contestemos a la petición, puede suprimirnos la bonificación en un plazo de dos meses.

Bono Social de Internet

Más allá del Bono Social Telefónico actual, se espera un nuevo Bono Social de Acceso a Internet que no sólo estará pensado para la telefonía fija sino para la conexión a Internet, como su propio nombre indica. Se trata de un abono social que se incluirá en el Servicio Universal de Telecomunicaciones, aunque actualmente no podemos disfrutarlo. Estará enfocado para pensionistas, pero también para familias numerosas o familias con bajos ingresos, garantizando así el acceso a todos a Internet.

En el acuerdo PSOE-Podemos de diciembre de 2019 se publicó un punto con respecto a acceso universal a Internet para colectivos vulnerables. Desarrollado para ofrecer descuentos en tarifas convergentes de Internet y telefonía, además de otras medidas como espacios de conexión de acceso público en zonas de despoblación o zonas rurales, impulso del despliegue de la red 5G o la meta de conseguir velocidades de conexión mínima de 30 Mbps en hogares o de 100 Mbps en colegios.

Se esperaba que este abono social estuviese vigente antes de finales de 2020 y que los usuarios que cumpliesen los requisitos lo solicitasen antes del mes de noviembre. Pero por el momento habrá que esperar, debido al coronavirus.

Otros Bonos de interés:

Compartir:

Share on facebook
Facebook
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on twitter
Twitter
Share on telegram
Telegram
Share on linkedin
LinkedIn
Share on email
Email