La malnutrición infantil se agrava en España

Nuestro país está viviendo una situación impensable. Nuestros niños y niñas no están bien alimentados, carecen de acceso a productos básicos como son frutas, verduras, pescados.., tan importantes para su desarrollo, e incluso muchos de ellos no realizan las tres comidas diarias que deberían (como mínimo). ¿Qué está pasando?

 
Learning-three
 

La crisis económica de 2008, ha agravado un problema que ya existía, aumentando los casos de exclusión social y pobreza. Las familias en España cuentan con uno o todos sus miembros en situación de desempleo sin cobrar ningún tipo de prestación o cobrando la ayuda familiar, que es insuficiente para poder hacer frente a los gastos que hay en un hogar, y que todos conocemos muy bien (hipotecas, facturas de luz, agua, comida, ropa etc), por lo tanto, el acceso a los productos básicos, citados anteriormente, es imposible, ya que tienen precios elevados, y por consiguiente, estas familias tiran más de productos precocinados, más baratos, pero que provocan una malnutrición en los niños. Un punto a destacar es que muchos de estos niños solamente realizan una comida completa en su centro escolar.

Este último punto tampoco se cumple al cien por cien, ya que las políticas de austeridad llevadas a cabo por el gobierno actual, han hecho que se reduzcan las becas en comedor escolar, por lo que muchos niños no tendrán acceso ni a poder recibir una comida completa al día.

¿Cuál es la solución que ha dado el gobierno ante esta problemática en crecimiento?: NINGUNA. Como siempre que suceden este tipo de situaciones sociales, son las organizaciones del tercer sector las que se ponen manos a la obra para intentar disminuir los efectos de estas problemáticas, pero solo ponen un pequeño parche, ya que la solución es atajar el problema de raíz, y las herramientas para hacerlo tienen que venir desarrolladas a través de políticas sociales que favorezcan la creación de empleo y también la creación de mecanismos autonómicos para que estos niños tengan acceso a una alimentación adecuada.

Según un informe de UNICEF, España se encuentra en el puesto 41 en crecimiento de pobreza infantil entre 2008 y 2012, y los resultados en un futuro serán el agravamiento a nivel de salud de estos menores, lo que provocará un mayor gasto sanitario. Por lo tanto, vemos que la inversión en políticas sociales es el mejor mecanismo para dar una solución a este problema, y solucionarlo.

Pero mientras en España, no veamos que invertir en estos aspectos, contribuye al crecimiento de la sociedad en muchos aspectos, seguirá siendo el tercer sector el que intente buscar “soluciones” a estas problemáticas, que a la larga traerán consecuencias importantes.

 
Cocina
 

En varias comunidades autónomas se han puesto en marcha iniciativas que ayudan a estas familias, a que puedan alimentar a sus hijos de la mejor manera. Por ejemplo en Asturias, concretamente en Oviedo, un grupo de personas voluntarias que crearon la página de Facebook, ¿Pero quién dice que en Oviedo no hay nada?, se han unido a la Asociación Participa, para poner en marcha un proyecto que consiste en ofrecer desayunos gratuitos para niños y niñas antes de ir al colegio, apoyo escolar y meriendas, y desayunos para llevar a casa. Se finanza a través de donativos privados. peroquiendice.com

En el País Vasco, concretamente en Bizkaia, se ha creado “Ningún niño sin desayunar”, formada por un grupo de voluntarios que se encargan de proporcionar alimentos, ropas y juguetes a los niños de Bizkaia. A través de su página de Facebook y su email: [email protected], atienden las demandas de las familias que necesitan ayuda.

Como este tipo de iniciativas, hay muchas más en marcha. Son sumamente importantes, ya que sin ellas el índice de pobreza infantil en España sería mucho mayor del que es, pero aun así, tampoco es esta la solución. Está bien que la sociedad se organice y busque fórmulas para erradicar problemas cercanos, ya que en eso consiste ser sociedad, pero si estos movimientos tuvieran un respaldo de los poderes públicos, todo el trabajo que se lleva a cabo tendría una respuesta más eficaz.

 

Fuentes:

Diario El Mundo

Unicef

 

Compartir:

Share on facebook
Facebook
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on twitter
Twitter
Share on telegram
Telegram
Share on linkedin
LinkedIn
Share on email
Email