La pobreza sanitaria se dispara en España

En España se está en crisis, es algo que los ciudadanos, resignados, han llegado a aceptar, sin embargo, ¿supone esto una vulnerabilidad sanitaria?

En-el-eixample-el-clinic-es-ce_54355104629_53389389549_600_396

 

La respuesta resulta afirmativa según el último Boletín de Cruz Roja. En éste, aparecen diferentes datos que nos predisponen a alarmarnos pues, a través de una población representativa del estudio, se señala que el 35% ha tenido, y sigue teniendo, dificultades económicas para cubrir los gastos relacionados con su salud, esto es, dificultad para pagar las medicinas necesarias que la Seguridad Social ya no les cubre y tener que enfrentarse al copago de dichas medicinas. Además, de estos, el 1.5% no tiene tarjeta sanitaria.

Agravando esta situación se halla el hecho de que el riesgo de entrar, y permanecer, en un sector de pobreza y exclusión social acrecienta adversamente el estado de salud, lo cual se refleja en la mayor incidencia de enfermedades graves y crónicas. La última encuesta nacional de salud realizada indica que el 16% de los adultos padece alguno de los trastornos crónicos más frecuentes: dolor de espalda lumbar, hipertensión arterial, artrosis, artritis o reumatismo, colesterol elevado y dolor cervical crónico. Se muestra, además, en estos datos la evolución ascendiente de los principales trastornos crónicos por lo que se augura que los datos de la siguiente encuesta, que previsiblemente saldrá en las próximas semanas, no revelará un aumento en el nivel de salud, al igual que sucede en otros ámbitos sociales.

Ante estas catastróficas noticias, solo nos queda repasar la ayuda que nos ofrece el Estado aunque tras la reforma sanitaria llevada a cabo con el Real Decreto Ley 16/2012, de medidas urgentes para garantizar la sostenibilidad del Sistema Nacional de Salud y mejorar la calidad y seguridad de sus prestaciones, encontramos miles de historias sobre la negación a la atención sanitaria, sobre todo a personas inmigrantes. Pero, no ataca únicamente a este sector desfavorecido sino que los efectos llegan a toda la población. Tal es el caso, que transcurridos dos años desde su aprobación, podemos aún encontrar cómo diferentes mecanismos de derechos humanos europeos y de Naciones Unidas avisan al sistema español sobre las fatídicas consecuencias que está suponiendo para los colectivos más débiles éstas políticas sanitarias.

 

Fuentes:

Cruz Roja

Médicos del Mundo

 

Compartir:

Share on facebook
Facebook
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on twitter
Twitter
Share on telegram
Telegram
Share on linkedin
LinkedIn
Share on email
Email