Pendiente de recibir o revisar la documentación complementaria solicitada ¿Qué significa?

En las últimas horas hemos recibido múltiples avisos de nuestros usuarios sobre un nuevo estado de petición del Ingreso Mínimo Vital (IMV), en el que aparece: “Pendiente de recibir o revisar la documentación complementaria solicitada”.

En un principio, su significado puede resultar evidente; nos han pedido más documentación y están a la espera de ella. El inconveniente viene cuando no nos han pedido documentación alguna.

La mayoría de las personas que nos están consultando sobre este nuevo estado nos aseveran que no les han requerido nada. Y en consecuencia, no comprenden qué deben hacer ahora.

Según nos explican desde la seguridad social, esto puede ser un indicativo de que el INSS este cruzando datos con otras administraciones, como la Agencia Tributaria.

Por lo que sabemos hasta el momento, probablemente debamos aguardar a que nos llegue una notificación con la documentación adicional que necesitan, caso de que de este modo sea. Hasta ese instante, no vamos a poder solventar nada.

También cabe la posibilidad de que sea un error, en tanto que no sería la primera vez que ocurre que los estados que aparecen en la sede electrónica de la Seguridad Social no coinciden con la resolución que nos llega por medio de notificación.

Estados no vinculantes

Queremos rememorar que los estados que la sede electrónica nos señala no son vinculantes, lo que quiere decir que no es una contestación terminante. La resolución firme es la que recibimos por medio de la notificación oficial por carta o bien e-mail.

Anteriormente ya hemos hablado sobre las notificaciones masivas que se están dando desde la Seguridad Social, las que nos crean mayor inseguridad de la que nos quita. Y no hace más que saturar nuevamente las centrales de consultas y las administraciones, en tanto que, lógicamente, los usuarios no entienden los nuevos estados que les aparecen y que no están explicados.

También hemos hablado en otros artículos sobre el falso avance en la tramitación de las peticiones, y del alto porcentaje que aún se encuentra a la espera de una respuesta. Es por este motivo que nos hace meditar que este nuevo estado se emplea para ganar tiempo extra respecto a la resolución, amparándose en la supuesta documentación requerida. Así, la administración dispondrá de 3 meses extra, para solucionar expedientes sin faltar a los plazos establecidos. Siendo un total de seis meses máximo, desde la recepción de la petición hasta la resolución.

Sea como sea el motivo de estas idas y venidas con los nuevos estados del IMV, lo que si tenemos en claro es que hasta que no recibamos la notificación, no existe nada que se pueda hacer.

Deja un comentario