Voluntariado responsable

Se entiende por voluntario a toda persona que por decisión personal, libre, por motivaciones de solidaridad y participación, se implica en el desarrollo de actividades de acción social, sin que exista una relación laboral, mercantil o remunerada, excepto el reembolso de los gastos que les cause el desempeño de la actividad voluntaria.
 
Voluntario
 
La actividad del voluntario en ningún caso podrá sustituir al trabajo remunerado.
 

Derechos del Voluntario

Deberes del Voluntario

Ser informado de los servicios y las actividades que llevará acabo. Cumplir los compromisos adquiridos, dedicándole un tiempo mínimo para el desempeño de la acción.
Ser orientado hacia las actividades para las que está mejor cualificado, respetando sus intereses. Realizar la acción conforme a los principios establecidos.
Recibir información y apoyo técnico para las tareas que realice. Acatar las instrucciones recibidas para llevar a cabo la actividad.
Participar activamente en el desarrollo y la evaluación del programa en el que estás asignado. Respetar las normas internas.
Ser consultado en las decisiones que afecten a sus tareas, y recibir el apoyo necesario para realizar sus funciones. Guardar la confidencialidad.
Ser acreditado como voluntario, y recibir un certificado de participación. Tratar con respeto y cortesía a los compañeros, profesionales, y a las personas a las que está dirigida la actividad.
Disponer de un seguro de Responsabilidad Civil ante terceros y un seguro de accidente y de enfermedad. Rechazar cualquier contraprestación material.
Recibir el reembolso de los gastos causados por la actividad, y recibir el material necesario para llevarla a cabo. Participar en las tareas formativas.
Ser respetado y reconocido. Respetar y cuidar los recursos materiales.
Cesar libremente su condición de voluntario. Utilizar debidamente la acreditación, e informar al centro de la no asistencia o abandono con antelación.

 

¿Qué hacer ante un caso de un mal uso del Voluntariado?

Las consecuencias legales para las empresas que utilizan trabajadores “voluntarios”, personas sin contrato, sin estar dados de alta en la seguridad social, sin nómina, ni salario, son las siguientes:

  • Cuando no se ha formalizado el contrato, ni se ha remetido una copia básica a la oficina de empleo, se está cometiendo una infracción grave, castigado con una multa de 625 € hasta 6.250 €.
  • Cuando no se ha informado por escrito sobre las condiciones laborales, el empresario comete una infracción leve, castigada entre 60 € hasta 625 €.
  • No ser dado de alta en la Seguridad Social, es una infracción grave, entre una multa mínima de 100,01 € al 115 % del importe de las cuotas de Seguridad Social, una multa media de 115,01 € al 130 %; y en su grado máximo, con multa del 130,01 € al 150 %.
  • No entregar la nomina, supone una multa de entre 60 € a 625 € por ser una infracción leve.
  • No pagar el salario supone una multa de entre 6.251 € hasta 187.515 € por ser una infracción muy grave.

Para que la empresa reciba una de estas sanciones no tiene que producirse ningún juicio.

 

Fuentes:

Derechos y deberes del voluntariado

Infracciones y Sanciones en el Orden Social

 

Compartir:

Share on facebook
Facebook
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on twitter
Twitter
Share on telegram
Telegram
Share on linkedin
LinkedIn
Share on email
Email